Universidad
Politécnica de Madrid

Arranca el primer consorcio universitario europeo de formación en ingeniería

La Universidad Politécnica de Madrid es la primera universidad madrileña en liderar un consorcio formativo internacional de universidades.

30.01.19

Nueve universidades europeas del ámbito de la ingeniería unidas para crear la figura del “ingeniero europeo”; en la que destaque el liderazgo, manejo en diferentes idiomas, el emprendimiento y el impulso al desarrollo sostenible, así como para diseñar un esfuerzo colectivo para romper el ‘techo de cristal’ que afecta a las mujeres en un ámbito típicamente masculino como es la ingeniería, son las líneas maestras del consorcio trasnacional de universidad que se ha llamado EELISA (Alianza Europea para la Innovación en la Enseñanza de Ciencias e Ingeniería - European Engineering Learning Innovation and Science Alliance, por sus siglas en inglés).

EELISA

La Universidad Politécnica de Madrid (UPM) sitúa en primera línea de Europa a la enseñanza superior madrileña liderando un consorcio universitario que reúne a diferentes instituciones de enseñanza superior que pretende vertebrar el continente europeo en el área de ingeniería. Esta alianza engloba a las universidades politécnicas de Bucarest, Budapest, Estambul, Erlangen-Nuremberg y cuatro grandes écoles francesas del área de ciencia e ingeniería pertenecientes a Paris Tech (Mines, Ponts, ENSTA y Chimie).

EELISA cuenta con un aliado más para cumplir con los objetivos propuestos como es ENAEE (European Network for Accreditation of Engineering Education). Este organismo reúne a las asociaciones europeas que acreditan los programas y títulos universitarios en ingeniería siguiendo los estándares solicitados en competencias profesionales.

El origen de esta ‘universidad trasnacional’ se encuentra en la propuesta que lanzó el presidente francés Enmanuel Macron (precisamente en la Universidad de la Sorbona) en septiembre de 2017. Macron apostó por una Europa ‘más soberana, más unida y más democrática’ con el fin de aumentar notablemente la dosis de integración de los países europeos a través de todos los mecanismos posibles.

Un acuerdo que movilizará a más de 170.000 personas

Implementar la figura de un ingeniero europeo que curse materias comunes, disfrute de programas de movilidad de larga duración en las universidades de la red y pueda desarrollar su labor indistintamente en cualquiera de los países a los que pertenecen las universidades que suscriben el acuerdo, es el objetivo prioritario de EELISA.

Este objetivo facilitará  la movilidad profesional de los futuros ingenieros, que habrán obtenido una titulación que contenga las aptitudes profesionales requeridas en Europa en el área de la ingeniería.

Además, EELISA pretende afrontar un problema de primera magnitud en la educación europea como es la brecha de género en la ingeniería, y las carreras STEAM en general. Conscientes de la necesidad de establecer estrategias comunes para favorecer la igualdad de género en los estudios universitarios y despertar vocaciones entre las más jóvenes, los nueve socios apuestan por la colaboración intercentros para diseñar estrategias más atractivas y eficaces que consigan romper las barreras tácitas que supone tener un ‘techo de cristal’ en el mundo profesional.  

EELISA

Precisamente, el nombre del consorcio, EELISA es un guiño a la importancia que se quiere conceder a la mujer en la ingeniería. Elisa Leonida Zamfirescu fue una mujer rumana que se convirtió en la primera ingeniera de Europa (y sexta del mundo) a principios del pasado siglo XX. Fue rechazada para estudiar ingeniería en una universidad de rumana por su condición de mujer. Por este motivo, marchó a Alemania y consiguió matricularse en ingeniería en la Universidad Técnica de Berlín. Su decano, tras graduarse con “honores”, dijo de ella “Elisa es la más diligente de los diligentes” destacando su enorme capacidad intelectual.

La colaboración entre los centros universitarios europeos en materia de movilidad no es nueva (las instituciones firmantes ya han colaborado durante los últimos 20 años a través del programa ATHENS). La novedad de EELISA en movilidad radica en que su objetivo final es estrechar aún más la relación entre los centros y que la cifra de beneficiarios pueda superar los 130.000 entre estudiantes y personal de las nueve universidades participantes en la alianza.