Universidad
Politécnica de Madrid

Fallece Samaranch, un “Honoris Causa” olímpico por la UPM

Una vida por y para el deporte universal. Samaranch fallece dejando como legado un olimpismo moderno. En 1990, fue investido Doctor Honoris Causa por la UPM por su contribución al ideario olímpico.

22.04.10

El deporte lo recordará como el presidente que abrió los Juegos Olímpicos al profesionalismo y a la comercialización. Juan Antonio Samaranch fallece a los 89 años de edad, dejando un legado que le convierte en un símbolo para el deporte español y el gran artífice de la modernización del olimpismo.

Una larga lista de reconocimientos se suma a la brillante trayectoria profesional de Juan Antonio Samaranch y su dedicación al deporte. En 1990, su contribución en favor de la paz mundial, a la concordia entre los pueblos, la difusión del deporte y el ideario olímpico, le hicieron merecedor del título de Doctor Honoris Causa por la Universidad Politécnica de Madrid. La investidura se realizó a propuesta del Rectorado de la UPM, en una ceremonia que apadrinó Rafael Cortés, entonces catedrático de la ETSI Industriales de la UPM. Además fue Doctor Honoris Causa por las Universidades de Québec, Calgary, Praga, Sofía, Seúl, Budapest, Pekín.Sam

Biografía

Juan Antonio Samaranch i Torelló nació en Barcelona el 17 de julio de 1920. Cursó sus primeros estudios superiores en la Escuela de Altos Estudios Mercantiles de Barcelona, ampliándolos en Londres y Estados Unidos. Obtuvo el título de Diplomado Mercantil en el Instituto de Estudios Superiores Empresariales (IESE) de Barcelona.

Su vida transcurrió íntegramente relacionada con el deporte. Presidió el Comité Olimpíco Internacional (COI) durante 20 años (1981-2001) y se despidió del cargo con la “Medalla de Oro Olímpica” y con el nombramiento como presidente honorario vitalicio.

Desde su cargo como Presidente del COI desarrolló una labor, internacionalmente reconocida en pro de la extensión y modernización del ideario olímpico. Superó mediante una intensa actividad, la etapa de los “boicots” (Moscú 1980, Los Ángeles 1984), consiguiendo que Seúl 88 registrase una presencia masiva de países de toda ideología lo que, sin duda, resultó una importante aportación en la política de disensión.

Durante su mandato, el COI mantuvo una firme política frente a hechos como la discriminación racial o el dopaje. En 1999, creó el embrión de la Agencia Mundial Antidopaje a la vez que reforzó su autoridad moral en el plano internacional como Organización No Gubernamental.

Gracias a sus dotes diplomáticas, Samaranch se convirtió en el gran defensor de las candidaturas olímpicas de Madrid 2012 y 2016, lo que le valió para recibir el 28 de abril de 2005 la Medalla de Oro de la ciudad.

Más información