Universidad
Politécnica de Madrid

Premio de la Agencia Espacial Europea al USOC español

El equipo de la UPM, liderado por Ana Laverón, recibe el reconocimiento por su trabajo con los experimentos operados en la Estación Espacial Internacional.

15.04.13

“Siempre hemos sentido muy reconocido nuestro trabajo por la Agencia Espacial Europea y por los equipos científicos con los que hemos trabajado, pero no nos esperábamos este gran reconocimiento institucional, puesto que en torno a la Estación Espacial Internacional trabaja mucha gente, y es muy difícil ser nominado y premiado”. Con estas palabras, Ana Laverón, catedrática de la Universidad Politécnica de Madrid (UPM) y directora del Centro Español de Operaciones y Soporte a Usuarios (E-USOC, sus siglas en inglés) de la Estación Espacial Internacional (ISS), reconoce la sorpresa que ha supuesto recibir uno de los galardones.

Dos miembros del equipo acudían el pasado 26 de marzo en representación del E-USOC al ESTEC Erasmus Centre, en los Países Bajos, como nominados en la tercera edición de los premios ESA ISS Awards (2013) correspondiente al incremento 31/32.

Las razones para otorgar el premio al E-USOC son: que ha proporcionado un excepcional apoyo operacional durante la ejecución del experimento GeoFlow-2. A lo largo de varios meses, el equipo ha proporcionado un apoyo continuo, siempre con una actitud positiva. En este tiempo han adquirido una importante experiencia en el manejo de diversas anomalías y fallos de hardware, asegurando la recopilación de los datos necesarios para el trabajo de ingeniería.

La entrega del premio correspondió al astronauta André Kuipers, quien estuvo en la ISS durante el incremento 31/32, un símbolo de la unión entre las distintas personas que hacen posible la investigación espacial. El propio galardón tiene una carga simbólica, puesto que es una réplica en bronce del guante derecho del astronauta Hans Schegel, quien instalo el módulo Columbus en la ISS y representa el apretón de manos de la confianza entre la tripulación y los que los apoyan desde tierra.

Precisamente entre los que están en tierra, se encuentra el E-USOC, sito en el Campus de Excelencia Internacional de Montegancedo de la UPM. Ana Laverón, su máxima responsable, sostiene que “este premio ha sido el mejor reconocimiento al esfuerzo que hemos dedicado para obtener la mejor ciencia posible de los experimentos que nos han sido asignados por la Agencia Espacial Europea”.

Actualmente, el E-USOC está finalizando las operaciones del experimento GeoFlow-2B, que ha obtenido resultados experimentales y esenciales para la validación de modelos numéricos sobre los flujos y composición del núcleo de la Tierra y prepara el siguiente, DCMIX-2, un experimento que estudia la difusión en fluidos ternarios, cuyo lanzamiento está previsto para el 24 de julio y el que operarán durante dos o tres meses desde su llegada a la ISS.

El lado humano de la investigación espacial

Experiencia, profesionalismo y dedicación fueron los tres valores destacados tanto entre los nominados como entre los finalmente galardonados. En esta línea apuntó durante la ceremonia Thomas Reiter, director de Vuelos Tripulados y Operaciones de la ESA, al afirmar que este evento es “una oportunidad única de celebrar los logros de muchos colegas que con su experiencia y dedicación personal han contribuidos al éxito de las misiones”.

El aspecto humano de las misiones se pone de relevancia en cada edición de los premios de la agencia. La cooperación entre todos los actores implicados (desarrolladores de experimentos, equipos de operaciones, ingenieros de sistemas, de laboratorios, de integración, de formación de astronautas…) es la clave de su buen funcionamiento y por ello se definen como “una gran familia”.