Universidad
Politécnica de Madrid

Cómo luchar contra la malaria con el 'crowdsourcing'

La fundación Ashoka distingue al investigador Miguel Luengo-Oroz como “emprendedor social” por 'Malaria Spot', basado en un videojuego que permite ayudar al diagnóstico de la enfermedad.

12.02.14

Combatir la malaria a golpe de clic, desde el ordenador o el móvil, es posible. Combinar videojuegos, imágenes médicas y colaboración abierta (crowdsourcing) para hacer accesible el diagnóstico en todos los rincones del planeta. Ese es el innovador planteamiento de MalariaSpot, un proyecto ideado por Miguel Luengo-Oroz,  beneficiario del Programa Internacional de Captación de Talento del Campus de Excelencia Internacional Campus Moncloa y que desarrolla su trabajo con el grupo de Tecnología de Imágenes Biomédicas de la Universidad Politécnica de Madrid (UPM).



La fundación Ashoka ha reconocido a Luengo-Oroz como “emprendedor social”, una distinción con la que esta entidad apoya a líderes en innovación social en distintos campos. El videojuego Malaria Spot está disponible en el sitio web www.malariaspot.org y también existe una versión para el móvil (Malaria Hunter). La malaria es una de las amenazas más graves para la salud global, pues es responsable de un millón de muertes y hay 200 millones de casos al año.

“La idea fundamental es que combinando los clic de varios voluntarios no expertos que juegan analizando la misma imagen, podemos obtener un recuento de parásitos de gran precisión. La fusión de los resultados obtenidos por 22 voluntarios sin experiencia previa o 13 voluntarios entrenados durante un minuto permite obtener un recuento de parásitos perfecto, tan preciso como el de un experto microscopista”, explica el Luengo-Oroz. “Se invierten millones de horas al día en todo el mundo jugando a videojuegos, principalmente la gente joven y nativos digitales. Un pequeñísimo porcentaje de este tiempo sería suficiente para diagnosticar todos los casos de malaria en el mundo”, añade el investigador.

El proceso de selección para nombrar a nuevos emprendedores sociales por parte de Ashoka es muy largo y riguroso. Desde su constitución, hace 30 años, la fundación ha impulsado el trabajo de más de 3.000 emprendedores en 70 países. En España,  ha seleccionado un total de 23 emprendedores sociales.